Unicaja afianzaría con Ceiss su posición financiera

By in ,
62

Carmen del Toro
04/03/2013 10:30
Unicaja ha movido ficha para consolidarse en el mercado financiero nacional mediante una propuesta de compra de Ceiss (Caja España-Duero) que le permitiría convertir a este banco en filial de la entidad malagueña sin que el Estado tenga que intervenir directamente, propuesta que cuenta con el visto bueno del Banco de España y del FROB, en espera de que la apruebe la Comisión Europea, que ya analiza la propuesta ideada por Braulio Medel. La oferta en firme lanzada por Unicaja para adquirir Banco Ceiss (Caja España-Duero) pasa por convertir a éste en una filial de la malagueña y que la inyección de ayudas no se realice directamente, sino mediante bonos convertibles (conocidos como cocos), evitando que sea intervenida por el Estado y que el FROB entre en su consejo de administración. La malagueña se hará cargo del déficit de Ceiss (604 millones aunque reducidos tras el traspaso de activos tóxicos al Sareb o banco malo) a cambio de estos cocos. La propuesta, ideada por Braulio Medel y negociada con las dos entidades, el Banco de España y el Fondo de Reestructuración Bancaria Ordenada (FROB) ya tiene el visto bueno de las autoridades españolas y, como ya ha confirmado el comisario europeo de la Competencia, Joaquín Almunia, ya se está analizando en Bruselas. Así, la UE estudiará si la propuesta no contraviene ninguna norma europea ni supone un quebranto para la libre competencia, de forma que no acarree consecuencias negativas para los consumidores. Fuentes cercanas a la negociación defienden que la propuesta de Unicaja sería la que menos afectaría al contribuyente, al no exigir garantías y tener el grupo capacidad financiera suficiente para devolver ese préstamo, más sus intereses. La adquisición mediante absorción de Ceiss por parte de Unicaja, convirtiéndola en una filial, permitiría a la entidad malagueña consolidar su presencia en el mercado financiero español, al extenderse a los territorios naturales de presencia de Caja España-Duero, que sí asumirá los recortes impuestos desde Bruselas en noviembre, como la reducción de plantilla (1.500) y oficinas. Unicaja se convertiría en la única entidad que mantiene su sede social en Andalucía, tras la absorción de Cajasol por parte de Caixabank, y que tiene proyección en todo el territorio español.

54321
(0 votes. Average 0 of 5)