Sueldos mayores al de Susana Díaz en una fundación de UGT

By in ,
65

franciscodiaz Francisco Díaz, que fue delegado de la Junta en Jaén, cobra más de 63.000 euros
Esta fundación, destinada al asesoramiento jurídico, quiere despedir a dos embarazadas
SILVIA MORENO MANUEL Mª BECERRO Sevilla 13/04/2015
La fundación de UGT que está negociando un expediente de regulación de empleo (ERE) que podría afectar de forma mayoritaria a mujeres, dos de ellas embarazadas, paga sueldos superiores al de la presidenta de la Junta de Andalucía, la socialista Susana Díaz, que cobra al año 63.808,20 euros, según el último dato publicado en el Boletín Oficial de la Junta (BOJA) del pasado 31 de diciembre.
EL MUNDO pudo confirmar en distintas fuentes que el director de la Fundación Socio Laboral de Andalucía (FSLA), el jiennense Francisco Díaz, cobra al año más de 63.808,20 euros y dispone de otros privilegios que le paga este organismo fundado por la federación andaluza de UGT en 2001, durante la etapa de Manuel Pastrana al frente del sindicato.
Esta fundación se dedica al asesoramiento jurídico de los afiliados de UGT y trabajadores en general. Cuenta con una plantilla de 76 empleados repartidos en once sedes en toda Andalucía. La FSLA planteó en el ERE el despido de 24 mujeres, dos de ellas embarazadas, y tres hombres. Actualmente se está negociando el expediente.
Antes de liderar la Fundación Socio Laboral de UGT, Francisco Díaz fue delegado de Economía y Hacienda en Jaén entre mayo de 2004 y marzo de 2006. Su nombramiento y cese, publicados en el BOJA, están firmados por el entonces presidente de la Junta, Manuel Chaves, y el consejero de Economía y Hacienda, que era José Antonio Griñán.
Con anterioridad, Francisco Díaz formó parte de la candidatura del PSOE a las elecciones municipales de 2003 que lideró Marcos Gutiérrez Melgarejo. Díaz iba en el puesto número 14. De esa etapa es la foto que ilustra esta información.
El director y la gerente de la FSLA son personal de dirección con salarios fuera del convenio colectivo que rige para el resto de trabajadores de la Fundación. Francisco Díaz evitó aclarar a EL MUNDO la cuantía de su sueldo, con qué criterios se fijó y si lo negoció personalmente con el antiguo secretario general de UGT, Manuel Pastrana.
«Para el personal de dirección se fijan las condiciones que se ha creído más adecuadas a las circunstancias del momento», dijo Díaz, quien alegó que se trata de «datos personales que pertenecen a la privacidad de las personas» para no desvelar la cuantía de la nómina que le paga la fundación de un sindicato que se nutre de subvenciones públicas. De hecho, la FSLA desarrolla programas de asesoramiento a mujeres que están subvencionados por la Instituto de la Mujer de Andalucía.
Díaz tampoco quiso aclarar si el Fundación le paga el alquiler y el coche que utiliza, como algunas fuentes dijeron a este diario.
«Le ruego que no me haga preguntas sobre ese asunto porque hay un deber de confidencialidad» sobre la información que se maneja en el ERE, a pesar de que ni su sueldo ni sus privilegios son objeto de la negociación.
Díaz incluso hizo una advertencia. «Si alguien de la mesa indebidamente filtra datos de carácter personal incumple un mandato legal al que está sometido por ese deber de confidencialidad», lanzó.
El director de la FSLA aclaró que las causas del ERE no son económicas, sino «productivas», ya que la carga de trabajo ha disminuido de forma considerable.
Aunque UGT-A trata de desvincularse de esta fundación, los integrantes del patronato que la gobierna son cargos ugetistas.
Fuente: http://ht.ly/LJoEi

54321
(0 votes. Average 0 of 5)