La deuda de las familias vuelve a bajar y se sitúa en niveles del año 2006

By in ,
50

El endeudamiento de los hogares españoles desciende de nuevo en marzo por la caída del crédito y la disminución de la mora hipotecaria
AGENCIAS – martes, 06 de mayo de 2014
La deuda de las familias volvió a caer en marzo y se situó en 774.697 millones de euros, la cifra más baja desde noviembre de 2006, según los datos hechos públicos ayer por el Banco de España, que constatan el proceso de desendeudamiento de los hogares españoles desde inicio de la crisis.
En concreto, la cifra registrada en el tercer mes del año es 2.504 millones inferior a la contabilizada en febrero y supone un descenso del 5,4% en comparación con el mismo período de 2013.
La caída de marzo respecto al mes anterior (-0,39%) se explica por la bajada del 0,6% de los créditos al consumo, hasta 166.933 millones de euros, y por la merma del 0,33% de la deuda hipotecaria, hasta 604.721 millones, que a pesar de la bajada aún supone cerca del 80% del déficit total.
En términos interanuales, los créditos al consumo descendieron un 8,7%, mientras que los hipotecarios bajaron un 4,5%. La menor inversión en vivienda a lo largo de la crisis ha sido paralela a la bajada del endeudamiento total, por lo que el importe que las familias destinan a su hogar sigue ocupando la mayor parte de su ahorro.
PERCEPCIÓN CIUDADANA. Por otra parte, la confianza del consumidor volvió a crecer en España hasta los 61 puntos, lo que muestra que la opinión de los españoles sobre la economía ha mejorado levemente y que los mensajes sobre el fin de la crisis tienen ya un fiel reflejo en la percepción ciudadana sobre la situación global del país, según apuntó el Índice Global de Confianza del Consumidor relativo al primer trimestre de 2014, elaborado por Nielsen en 60 países de todo el mundo, incluido España.
De hecho, a lo largo de los últimos 12 meses, este indicador arroja una evolución positiva de hasta 14 puntos.
Además, el informe puso de manifiesto que la situación de la economía es la principal preocupación para los españoles seguida del empleo. En este sentido, según Nielsen, se perciben tímidas mejorías respecto a la intensidad con la que estos problemas afectan a la mayoría de los ciudadanos. Asimismo, el precio de las facturas energéticas, la sanidad y la educación completan las cinco inquietudes más importantes para ellos.
Tal y como se desprende del documento, aunque sea poco a poco y con pasos cortos, algo está cambiando en la mentalidad de los españoles respecto a la crisis. De hecho, un 81% de los encuestados asegura que el país está en recesión, un dato que se acerca a la media europea en donde un 69% asegura que la economía se encuentra en esa situación.
Lo que no parece haber cambiado a positivo, sino más bien todo lo contrario, es el tiempo que tardará la economía en abandonar la crisis, ya que tan solo un 10% de los ciudadanos piensa que el país saldrá de esta situación en los próximos 12 meses, tres puntos menos que en el anterior trimestre.
Fuente: http://owl.li/wEDr2

54321
(0 votes. Average 0 of 5)